Hoy te mostramos cuáles son los cortes más favorecedores para pelo liso largo con un único fin: acabar con el mito de que no todos los cortes quedan igual teniendo el pelo liso. Tanto si tu cabello es liso como si estás muy cómoda con el uso de tus planchas, hoy te vamos a hablar de 7 propuestas para sacarle partido a tu melena:

La melena noventera

Se trata de una melena lisa con muchas capas, pero solo en la parte delantera. Este corte, que favorece a todo tipo de mujeres, da al cabello mucho movimiento y versatilidad, ya que se puede combinar con multitud de peinados.

El claro ejemplo es Jennifer Aniston, la que fácilmente podría considerarse como la embajadora de este corte.

El flequillo cortina

Los flequillos cortina son flequillos largos que acostumbran a estar centralizados, siendo separados por una raya al medio. La forma perfecta de actualizar una melena lisa sin arriesgar más de lo necesario es recurriendo a un flequillo como este.

El flequillo cortina destaca por ser tan largo que casi no parece un flequillo.

¿Cómo peinarlo?

Con la ayuda de herramientas de calor, como planchas para el pelo, hasta conseguir un efecto ahuecado.

El Butterfly Cut

Podríamos referirnos a esta tendencia como la que más está aumentando su popularidad en La Salá Style Room. Este corte basa su estructura en diferentes capas muy marcadas.

En la primera capa, se realiza un flequillo cortina que se va alargando hacia ambos laterales, consiguiendo así un rostro bien marcado. La otra capa es la posterior, la más larga. Una vez realizado este corte, si recogemos todo el pelo en una coleta baja o en un moño bajo, conseguiremos un efecto de falso Bob.

El Hime Cut

De los 7, este es sin duda el más vanguardista, inspirado en el período Heian japonés. Este corte es bastante arriesgado debido a sus formas geométricas, caracterizándose por un flequillo perfectamente recto, dando un escalón hasta dos gruesos mechones que enmarcan el mentón y luego dando paso a una larga melena.

El Hime Cut combina dos tipos de corte; uno más largo en la parte posterior y otro de menor longitud en los lados hasta las mejillas. Está ideado para favorecer especialmente a los cortes de pelo liso largo.

El Clavicut

El clavicut, o corte a la clavícula, es el término medio perfecto, ya que es lo suficientemente corto como para pasar por un corte de pelo bob más largo, pero lo suficientemente largo como para recogerlo en una coleta.

Según los expertos, este es el corte que va a tomar el relevo al Bob, al que gana por poco en longitud, pero con el que comparte un aire desaliñado. Este corte aporta mucho movimiento y se puede realizar sobre cualquier tipo de cabello, aunque haya sido concebido para aportar volumen a los cabellos finos en melenas lisas.

Un corte para pelo liso largo escalado

Este tipo de corte también se conoce como “desfilado”, y aunque parezca pecar de sencillez, llena de movimiento la melena como muy pocos. Los mechones que están más cerca del rostro crean una escala de longitudes que ayudan a enmarcar el rostro.

El escalado destaca principalmente con melenas lisas, aunque también resulta muy favorecedor si se le da un giro aplicando unas ondas suaves con ayuda de unas planchas o tenacillas.

La media melena recta con efecto líquido

Este corte es considerado ya un clásico con el que vas a acertar siempre ya que nunca pasa de moda y favorece a todo el mundo.

Sin embargo, esta temporada se ha viralizado al añadir su búsqueda de un brillo casi acuático, por lo que la estrella no es el propio corte en sí sino el acabado del cabello.

Para que la melena luzca este efecto líquido se debe alisar hasta que quede perfectamente lisa y acompañar de productos de primera calidad para que el alisado dure más y tenga un acabado brillante que casi parezca húmedo.

Para darte un diagnóstico acertado, lo que te recomendamos es que pidas tu cita en nuestros teléfonos o en nuestro calendario.

Cuando te tengamos en nuestros sillones frente a un espejo, estudiaremos tu caso y te daremos la opción con la que te vas a ver mejor.

¡Te esperamos!